Viajar es amarte: Descubre por qué

Viajar es amarte

Inscribete & Gana

MejorBueno, el blog con todo lo Bueno para Ser, Estar y Sentirte Mejor.

Comparte esta publicación:
Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Si no lo sabías, es momento de que reflexiones en ello: viajar es amarte. Es una excelente forma de acercarte a ti desde otro ángulo y redescubrirte, además que el viaje supone una serie de nuevas y mejores experiencias que reforzarán tu autoestima.

En este artículo queremos que puedas saber de qué manera viajar es beneficioso para ti, así que te invitamos a leer cada una de las razones por las que viajar es amarte.

Después de leer este post, nuestra aspiración es que planifiques un viaje, que salgas de la rutina, que te regales unos días para despejarte, recrearte y renacer en una experiencia de turismo que sea inolvidable.

Además, te tenemos una información súper especial al final. Así que veamos cuáles son las razones por las que viajar es amarte.

Viajar es amarte porque podrás conocerte más

El viaje propicia un reencuentro contigo mismo, ya sea que viajes sin compañía o en familia, o con amigos, siempre habrá escenarios en los que podrás mirarte desde otra perspectiva.

Podrás encontrarte desde otra perspectiva en los ámbitos físico, mental y espiritual, incluso tendrás un mejor acercamiento con tus emociones. Viajar te ayuda a tener ese encuentro que la cotidianidad no nos permite.

La experiencia durante el viaje también te ayudará a saber más sobre tu carácter, tus habilidades, tu capacidad de adaptarte. Y todos estos descubrimientos te ayudarán a construir un mejor concepto sobre ti, lo que te capacitará para encarar la vida con más fortaleza.

Puede que al inicio el viaje te genere ansiedad, sobre todo si no has planificado antes viajar a gran escala, por varios días, o hacer un recorrido largo de una región. Pero una vez que entras en la aventura la ansiedad va desapareciendo, y te das cuenta que puedes dominar las circunstancias.

Viajar te ayuda a reducir el estrés

Viajar te ayuda a salir de la rutina, y del estrés que genera el día a día. Sin darnos cuenta nos encerramos en una burbuja que solo nos permite ir del hogar a la oficina, y esto afecta la salud mental e incluso la salud física.

Las sensaciones que experimentas durante el viaje genera felicidad, y la felicidad cura el alma, te ayuda a elevar tu autoestima y sentirte mejor contigo, y también con quienes te rodean.

Desde el inicio del viaje dejarás el pasado atrás, porque vivirás el presente conociendo lugares, gastronomías, culturas y más.

Por eso necesitas añadir a tu agenda un viaje cada cierto tiempo, dedicarte momentos para ti, que te permitan experimentar, tener nuevos recuerdos, salir del estresante día a día.

Así que podemos decir que viajar es una terapia antiestrés, y una muy placentera, que disfrutarás y querrás continuar repitiendo. Incluso es ideal para recuperar buenos hábitos de sueño, porque alejados de la rutina y disfrutando al máximo durante el día llegarás a tu hotel o posada en buen estado de ánimo para dormir sin problemas.

Viajar es amarte porque te lleva a reflexionar

En el primer punto te explicamos que viajar te permite un redescubrimiento, este se da en la experiencia misma. Te vas dando cuenta que puedes disfrutar, que hay algo más allá de la rutina, y quieres seguir experimentándolo.

También reduce el estrés y esto hace que ya no reacciones a las circunstancias sino que las generes. Pero de igual forma viajar es amarte porque te permite espacios para la reflexión.

El sentimiento de seguridad, de fortaleza, la sensación de felicidad no pasará desapercibida porque son vivencias que te llevan fuera de la zona de confort en la que has estado, y esto propicia el escenario para la reflexión.

De hecho, el día después de un viaje, cuando ya has regresado a casa, es crucial para una nueva etapa. Podrás replantear tu realidad. El escenario se genera, llegas a casa, evalúas el viaje realizado, y piensas sobre cómo has estado viviendo hasta el momento, reconociendo que necesitas un cambio, y que estás en capacidad de hacer que suceda.

Así que viaja, toma la decisión de abrir un espacio entre tu rutina, de aprovechar el fin de semana, de tomar un descanso pero no para quedarte en casa sino para salir y conocer una ciudad nueva, un pueblo, visitar un paraje natural, ir a la playa, o donde prefieras, pero sal de viaje.

Cuando viajas sales de tu zona de confort

Lo peor de la zona de confort es que en verdad no es la zona más cómoda en la que puedes estar. Algunas personas se quedan en la zona de confort y esta representa estrés, ansiedad, malos hábitos de sueño, baja autoestima y más.

Viajar te saca de tu zona de confort, te lleva a encontrar nuevos horizontes, conoces otras culturas, interactúas con otras personas, te abres la posibilidad de expandir tu círculo de amigos, de entrar en otros círculos, de conocer tradiciones diferentes.

Toda esta experiencia te permite crecer, te ayuda en tu superación personal. Recuperas la autoestima porque le dirás adiós a la monotonía. Viajar te ayuda a fortalecer tu personalidad, porque te das cuenta que fuera de la zona de confort tienes otras habilidades que han estado ocultas.

Como resultado de todas esas experiencias, al verte lejos de esa zona de rutinas y de aparente protección, donde todo lo conoces, sabrás que hay mucho más para ti y querrás tomarlo. Por eso nuevamente te decimos: viajar es amarte, viajar es descubrirte y conectarte contigo en otro nivel.

Cuando viajas superar obstáculos y problemas

Los viajes son como una prueba también. Encarar una nueva ciudad, pueblo o paraje, conocer gente nueva que tiene otras costumbres, e incluso que podría hablar otro idioma, descubrir nuevos sabores en la gastronomía, son pruebas que te permiten evaluar qué tan capaz eres para adaptarte a nuevas circunstancias.

Por eso cuando viajas, superas también obstáculos y problemas, y eso te hace conocer que eres capaz, que puedas encarar la vida y afrontar todo tipo de circunstancias.

De manera que viajar es amarte porque amarás ese nuevo descubrimiento sobre ti. Si te afecta lo que otros dicen, comenzarás a restarles importancia, porque tendrás tu propio concepto y este estará reforzado por la experiencia.

Así que planifica y viaja, no te quedes en casa, no te ahogues en la rutina, date la oportunidad de amarte más y para ello sal a descubrir un nuevo mundo para ti.

No lo dudes, comienza a amarte hoy mismo

Viajar es una de las formas de recuperar tu autoestima y elevarle, de amarte, de apreciar tus habilidades y el poder que tienes para hacer que las cosas sucedan.

Comienza a amarte hoy y experimenta el éxito, porque es el primer paso para la superación personal y el logro de todos tus objetivos.

Las personas podrás notar tu personalidad y apreciarte por el valor que tienes, para eso necesitas comenzar a valorarte hoy mismo.

Te tenemos una buena noticia, Pilar Iñiguez, una exitosa psicóloga clínica, ha escrito un libro para ti, uno que te ayudará a conocer esa dimensión en la que encontrarás el valor que tienes y lograrás sonreír ante la vida sin complejos segura de quién eres.

Conoce sobre ese increíble y maravilloso libro, solo debes hacer clic aquí

Inscribete & Gana

MejorBueno, el blog con todo lo Bueno para Ser, Estar y Sentirte Mejor.

Más para leer

Deja un comentario